¿Por qué no adelgazo con mi dieta? – Causas

Muchas personas día a día se pregunta ¿Por qué no adelgazo con mi dieta? – causas, frustrándose  al ver que la dieta que están realizando no les está ayudando bajar de peso, la realidad es que son muchos los motivos que pueden causarlo aunque te esfuerces en bajar esos kilos no deseados, simplemente no lo logras observar los resultados. Desde ya debo decirte que no pierdas la motivación aunque lo encuentres difícil, es primordial mantener constancia y mucha paciencia para conseguir perder esos kilos.

Educarse en el tema es de vital importancia para evitar cometer errores que sean perjudiciales para llegar a los objetivos que deseas o peor aún, para tu propia salud, por ello este artículo busca orientarte hacía los factores que debes tomar a consideración en cuanto a realizar una dieta y así tener una noción de cómo manejar el tema de las nutrición.

Se debe comer bien para adelgazar.

Alrededor del 70% de las calorías que se ingieren sirven para garantizar las funciones básicas en el cuerpo. El 10% del consumo de energía se debe a la termogénesis (absorción, digestión y asimilación de alimentos que son ingeridos), y el 20% restante será lo que se ingiere y que quemarás durante las actividades que realices.

Privar al cuerpo del alimento tampoco es una opción, como se mencionó anteriormente, las proteínas y nutrientes son necesarios para que el cuerpo funcione con normalidad, pero cuando esto no sucede, cambia todo. Si, notarás una pérdida de peso acelerada durante la primera semana pero en realidad no estarás quemando el tejido graso, por el contrario, el cuerpo  para seguir funcionando empezará a utilizar las reservas que se encuentran en los músculos, es decir lo que pierdes es masa muscular pero la grasa seguirá.

La hora de de comer debe ser respetada siempre para obtener un funcionamiento optimo del organismo, es vital que todas las comidas sean a la misma hora todos los días de esta manera el cuerpo se acostumbrará y regulará el funcionamiento con la finalidad de trabajar optimizadamente.

No dejes pasar las meriendas, si deseas perder peso debes crear horarios para comer un pequeño aperitivo. Los beneficios de merendar se encuentran en; dar un estimulo al metabolismo para acelerarlo y volver más efectivo la quema de grasa, así como controlar la ansiedad, causante de romper las dietas.

Ningún metabolismo funciona igual, por ello, si estas realizando una dieta que alguna amiga te ha recomendado y esta no surte efecto, puede ser que las porciones de calorías que estas consumiendo no son las correctas, por ello consultar a un nutricionista siempre será la mejor opción para que luego de una evaluación, te recete un régimen alimenticio.

Una dieta sin ejercicios no funciona para adelgazar.

Si te mantienes al día con la dieta, respetas los horarios, ya has consultado a un nutricionista y tienes un régimen alimenticio, pero aún no consigues bajar los kilos no deseados, seguramente falta el factor clave para cualquier dieta: el ejercicio físico.

La grasa es un tejido que el cuerpo almacena como componente adicional en caso que el mismo considere es de emergencia, sirva como energía para seguir funcionando como debe cuando te encuentres en situaciones de intensa actividad física, de allí la importancia de la actividad física.

Realizar sesiones de ejercicios aérobicos es lo más recomendable para complementar con la dieta y conseguir los resultados que quieres, es importante ir adaptando al cuerpo y aumentar la intensidad de los ejercicios. Cuanto mayor intensidad, mejores serán los resultados. Pero, ojo, aumentar el esfuerzo de los ejercicios debe ir sistemáticamente controlado y supervisado por un entrenador para evitar lesiones.

Para ayudar al metabolismo a seguir funcionando correctamente aún con el ejercicio físico, es recomendable utilizar suplementos alimenticios que te ayuden a aportar energía, vitaminas y minerales que el cuerpo necesita y así rendir más.

Problemas hormonales

Quizá mantengas una dieta y ejercicio físico, y, aún con ello no consigas bajar de peso. Se debe tener en cuenta la existencia de algún problema hormonal, la más común suele ser causada por la tiroides, está glándula influye directamente en el peso y cuando la actividad de está glándula falla trae consigo dos consecuencias, las cuales son: la pérdida de peso marcada o el aumento de peso desmedido. Estos males se conocen como hipertiroidismo e hipotiroidismo.

De ser así, lo recomendable es que visites a un especialista para comenzar un tratamiento y, poder tratar el problema de raíz pues con dieta y ejercicio no será posible que pierdas kilos y terminarías por desmotivarte y abandonar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *