Dieta libre de estreñimiento: innumerables ventajas para tu cuerpo

Para deshacernos del estreñimiento debemos indudablemente, incorporar la fibra en nuestra alimentación. La fibra incluida en nuestra ingesta diaria aporta a nuestro organismo beneficios excelentes y salud. Nos aleja de enfermedades coronarias y hasta de la diabetes. Igualmente al estreñimiento lo asociamos con una alimentación pobre en fibra, la cual debemos mejorar, ya que se hace imprescindible contar con una buena digestión y eliminar los residuos que nuestro cuerpo no requiere, para así limpiarlo de desechos que puedan afectar nuestra salud en un corto, mediano y largo plazo.

Realizar una dieta libre de estreñimiento y alta en fibra evita, además los siguientes padecimientos: obesidad, caries, síndrome de colon irritable, hipercolesterolemia, litiasis biliar, diverticulitis, hemorroides y hasta cáncer de colon.

Incorpora la fibra a tu vida en una dieta libre de estreñimiento

No hay forma de evitarlo ni de negarlo, la fibra es una parte primordial para lograr un estilo de vida saludable.

Definiendo la fibra tenemos que es la parte de alguna planta o alimento de origen vegetal que no puede ser procesada o digerida por nuestro cuerpo. No existe fibra en productos de origen animal. Ésta actúa en el intestino reduciendo el colesterol dañino y el azúcar en nuestra sangre.

Existen fibras solubles e insolubles, donde éstas últimas son las más apropiadas para contrarrestar el estreñimiento, ya que en ninguna parte del organismo se destruye su acción. Están presentes en el salvado de trigo, la col y los tubérculos.

Con una dieta rica en fibras, solubles e insolubles, evitas exitosamente el estreñimiento, ya que permites que el sistema digestivo y excretor realice efectivamente “la limpieza diaria de la casa”.

Una dieta libre de estreñimiento incorpora un alto contenido en fibra (de 30 a 40 gramos de fibra por día). Tomando en cuenta que la ingesta de fibra en nuestra dieta debe ser gradual, para así evitar flatulencias y malestar intestinal.

Opciones para una dieta libre de estreñimiento

Aquí te presentamos algunas recomendaciones de alimentos y rutinas para llevar una vida sin estreñimiento:

  • Es importantísimo tomar 2 litros de agua al día, que le permita a la fibra actuar. Resaltando que en caso contrario la fibra puede ser dañina para nuestro organismo.
  • Ingerir, al menos 3 raciones de fruta al día, cocida o entera y, si puedes sin retirarle la piel. Prefiera consumir la fruta antes que su jugo.
  • Comer frutos secos al menos una vez por semana.
  • Consumir como mínimo 2 raciones de verduras por día (150 gramos); evitando en lo posible los zumos de verduras u hortalizas.
  • Consumir, al menos 1 vez por día, la verdura se tome en forma cruda en ensaladas.
  • Ingerir leguminosas de 2 a 3 veces por semana, que incluya: lentejas, arvejas, guisantes,  garbanzos, judías, soja, habas, entre otras.
  • Preferir derivados y cereales integrales siempre que se pueda: arroz integral, pasta integral, cereales de desayuno integrales, pan integral, galletas integrales…
  • Comer las papas asadas, al vapor o hervidas con su corteza.
  • Masticar repetidamente cada bocado de los alimentos que comemos. Hasta un máximo de 32 veces.
  • Caminar al menos 20 minutos diarios, y si es posible realiza abdominales para tonificar esta musculatura.
  • Ir al baño cuando se sienta necesidad, sin evitar que se pasen las ganas.
  • Regulariza el momento de ir al baño.