ALIMENTOS PARA ADELGAZAR

Algunos alimentos ayudan a adelgazar por su bajo contenido calórico; sin embargo, este no es la única premisa de una dieta para perder peso: algunos de ellos esconden mecanismos muy efectivos para este objetivo tanto perseguido y se convertirán en el mejor complemento para la “crema de verduras”, “la ensalada de piña” y otros estrellas de la dieta “light”.

Alimentos calmantes de la ansiedad. con las sustancias que contienen, frenan el ansia que sentimos cuando seguimos una dieta hipocalórica. Son por un lado los que podemos llamar “sustitutivos”, que gracias a su composición pueden frenar las ganas de ingerir otro alimento similar pero que no nos conviene. Hablamos de refrescos sin azúcar, alimentos que contengan magnesio en lugar de chocolate (a menos que sea muy pura) o las galletas de salvado en lugar de las normales.

Por otra parte incluiríamos las plantas que tomamos en infusión y que tienen propiedades ansiolíticas. Un buen ejemplo es la melisa, la menta o la manzanilla, que muchos
tenemos en casa.

Alimentos que llenan el estómago rápidamente. Si se toman como entrantes o al principio de las comidas, llenan enseguida, frenando la sensación de hambre inicial: Los espárragos en particular y los vegetales y hortalizas en general, que para tener mucha fibra producen este efecto; básico pues, empezar siempre por una buena ensalada de primer plato.

Alimentos que permanecen más tiempo en el estómago. Tardan más tiempo en digerirse, por tanto tardamos más tiempo a tener el estómago vacío y volver a tener tentaciones. Son los alimentos proteicos y sobre todo carnes blancas (pollo, pavo ..); otros carnes también, pero con mayor porcentaje de grasa. Son la solución para los que la hambre ataca continuamente.

Alimentos que obligan a masticar más: la sensación de estar “hartos”, tarde al menos 20 minutos en producirse; de esta manera, si comemos muy deprisa nos podemos pasar fácilmente ingiriendo más de lo que nuestro cuerpo necesita, porque no le hemos dado tiempo para avisarnos; si masticamos bien, seremos más sensibles y notaremos antes del inicio de la sensación de “lleno”, aparte de sacar trabajo en el estómago.

La Dieta de 3 Semanas

Buenos ejemplos son los vegetales de hoja verde y los cereales; además, llevan mucha fibra y nos ayudarán a un buen tránsito intestinal. Ideales para quienes comen demasiado deprisa. Alimentos que liberan lentamente la energía. En digerirse lo liberan más lenta y regularmente que el resto, por lo que podremos aguantar entre comidas sin sentir debilidad; hablamos de los integrales de pasta, pan y arroz, entre otros: cierto que llevan bastante calorías, pero no las sueltan de golpe: ideales para los que se “Marean” entre comidas, les cuesta mucho seguir una dieta hipocalórica, o por los quienes necesitan un buen carburante para quemar calorías con el deporte.

Concluiremos pues que según cuales sean nuestros problemas a la hora de seguir una dieta de adelgazamiento, podemos valernos de uno u otro tipo de alimento, o incluso planear nuestra dieta para consumir uno u otro según el momento: por ejemplo, algo que nos hartado por la noche y algo que calme la ansiedad en la trabajo …. “aunque algunos están hartos de trabajo y se estresan saliendo de noche!”